Preguntas y respuestas con Luiz Andre Batistello DipWSET

Después de una carrera muy variada en el comercio del vino, el brasileño Luiz Andre Batistello ahora dirige una empresa de enoturismo con sede en París. Comparte con nosotros su trayectoria profesional y sus aspiraciones futuras.

Comenzó su carrera como abogado, ¿cómo terminó en la industria del vino?

Mis dos abuelos tenían viñedos y desde mi adolescencia me encantaba el vino, ¡así que no sé cómo terminé estudiando derecho! Después de graduarme, trabajé como abogado en Brasil durante tres años, pero en 2007 decidí seguir mi verdadera pasión y me fui a Italia para aprender más sobre el vino. ¡Nunca miré hacia atrás!

Sus roles de trabajo en la industria del vino han incluido sumiller, embajador de marca y educador de vinos. ¿Fue una progresión natural de un rol a otro?

Trabajar como sumiller en restaurantes y hoteles es la mejor forma de ganar experiencia, interactuar con los clientes y aprender sobre el servicio de vinos y maridajes. Luego, como embajador de la marca, desarrolla una actitud comercial más fuerte y puede acceder al lado comercial de la industria. Ambos roles me ayudaron a convertirme en un buen educador de vinos, ya que puedo compartir conocimientos sobre todas las áreas de la industria del vino de una manera clara y sencilla. La dedicación, el compromiso y el estudio constante son la clave para un buen educador enológico.

El Diploma WSET me dio un nivel completamente nuevo de comprensión del comercio del vino y, sin duda, fue crucial para el desarrollo de mi carrera futura.

¿Cómo te han ayudado las cualificaciones WSET en esta trayectoria profesional?

Después de obtener la Cualificación de Nivel 3 en Vinos y Espirituosos de la WSET en 2011, comencé a trabajar para un importante importador de vinos en América del Sur. Esta oportunidad de trabajo solo surgió porque mi calificación WSET fue muy apreciada y me abrió las puertas. En ese momento había menos de cinco graduados del Diploma WSET en Brasil, así que decidí continuar con mis estudios WSET. El Diploma WSET me dio un nivel completamente nuevo de comprensión del comercio del vino y, sin duda, fue crucial para el desarrollo de mi carrera futura.

Desde hace cuatro años dirige una empresa de enoturismo con sede en París. ¿Puede decirnos por qué decidió centrarse en esta área del comercio del vino?

Para mí, el enoturismo es una extensión de la educación enológica. Estás compartiendo conocimientos además de cultura, gastronomía, historia y turismo. También tiene el elemento adicional de interacción personal, conociendo productores de vino y visitando viñedos. El enoturismo es un sector que se ha desarrollado enormemente en Francia en los últimos años y demanda profesionales cualificados que puedan ofrecer experiencias exclusivas. Aprobé el desafiante programa Vinitaly International Academy Ambassador (VIA) en abril de 2019 y me convertí en el segundo embajador italiano de VIA en Francia. Estoy enormemente orgulloso de este logro y ahora también tengo proyectos de enoturismo para Italia.

Preguntas y respuestas con Luiz Andre Batistello DipWSET

Hablar cinco idiomas te ha permitido trabajar con y para los amantes del vino de todo el mundo. ¿Ha notado alguna diferencia importante a nivel mundial en las actitudes hacia el vino y la educación sobre el vino?

Soy muy afortunado de haber vivido en cinco países, Brasil, Italia, España, Inglaterra y Francia, lo que me ha dado la oportunidad de conocer su cultura, gastronomía y vino. Un buen profesional del vino puede traducir la cultura y la historia de un país al contexto de su vino. Saber el idioma no solo te ayuda a sumergirte en la cultura local, sino también a comprender el significado de los nombres de los viñedos, las expresiones locales, el etiquetado, etc.

¿Cuál ves como tu próximo reto profesional?

Tengo dos desafíos principales para 2019. El primero es comenzar a estudiar para obtener mi título de Master of Wine, ¡el mayor desafío sin duda!

En segundo lugar, estoy trabajando en la creación de un hotel del vino combinado con experiencias de enoturismo en Champagne, en el histórico pueblo de Dom Pérignon de Hautvillers. El hotel ofrecerá experiencias ‘Art de Vivre’ para entusiastas consumidores de vino en el corazón de la región de Champagne, además de organizar catas a ciegas para los estudiantes del Diploma WSET y MW.

Deja un comentario